Jump to content
  • Registrar

alvin

Miembros
  • Contenido

    1.419
  • Ingreso

  • Última visita

  • Días ganados

    1

Todo lo publicado por alvin

  1. ¡Hola, avezados telespectadores! Sólo avisaros de que mi "actuación" comienza, finalmente, este viernes 8, a las 15:30h, en La 2, y no mañana jueves, como estaba previsto. Pasadlo bien, de cualquiera de las maneras, y disfrutad de vuestros jubetes, tan bien ganados.
  2. Uuuuff!! Gracias por el enlace. Me he echado unas buenas carcajadas, sobre todo con un par de comentarios. Impresionante. Lo que ha pasado en este foro es único... y espero que lo que venga, también. ¡Viva la inocencia!
  3. Terminé El camino, de Delibes, hace unos días. Me emocionó muchísimo uno de los últimos capítulos, cuyo contenido me sirvió para reflexionar bastante sobre cosas que me han sucedido las últimas semanas. También, al pasar la última hoja, se me pusieron los pelillos de punta. Ayer, en el bus de vuelta a Madrid, casi me finiquité El principito, de Antoine de Saint-Exupery. Creo que lo leí hace más de 20 años, pero entonces no era el momento. Ayer me hizo pensar sobre el mundo de los mayores, al que me resisto a pertenecer de pleno derecho, para bien o para mal, jaja. Pero, sobre todo, disfruté del prólogo sobre el autor: una vida interesantísima.
  4. Por supuesto que felicidades, y... El título me ha recordado la que se formó aquí hace unos 3 años en la misma fecha que hoy... seguro que no han muerto por sida o tuberculosis todos los que lo vivieron, ¿verdad? ¡Yo ya estaba creyendo que se nos venía otra parecida!
  5. El finde me acerqué a ver (también en los Renoir, jajaja), Donde viven los monstruos. Es una adaptación de un famoso librito infantil, Where the wild things are. El director, Spike Jonze (Cómo ser John Malkovich, Adaptation), parece el ideal para este tipo de historias: imaginativo, con recursos visuales, un poco friqui... Sin embargo, he de decir que salí de la peli un tanto descolocado, confuso y, sip, decepcionadillo. No me arrepentí de haberla visto porque 1) los primeros 20 minutos te retrotraen a la infancia con exquisita fidelidad y tacto, y 2) los monstruos, muñecos reales, son muy expresivos, "humanos", mucho más convincentes que cualquier criatura virtual. Pero la zona central de la película, cuando Max, el niño protagonista, viaja a ese extraño mundo, resulta, curiosamente, lo más flojo de la historia. Son unos monstruos atormentados y tristes, seres psicológicamente sacados de una película de Bergman. Con la diferencia, claro, que cuando ves una de Bergman, sabes a lo que te expones y el tipo sabe manejarse. Aquí, la verdad, te esperas otra cosa, y creo que el director tampoco sabe sacarle jugo a lo que tiene entre manos. Si es que lo hubiera, que no he leído el libro. Salí con la poco recomendable sensación de que, ni es una peli para niños, ni para adultos. Así que algo no cuadraba... En definitiva, un curioso, sorprendente e imaginativo... chasco. Me sumo a las opiniones favorables de El erizo, que ya comenté tras la Seminci, y que varios amigos míos, y algunos críticos, habían denostado. ¡Tiene algo!
  6. Magníficos míos... ¡Jordi Hurtado VIVEEE! Ya os pondré foto cuando lleguen los días "de verdad" (en nuestras pantallas). Es un tipo agradabilísimo. Tengo amigos a quien no le cae bien tanta sonrisa y amabilidad continua... Pues bien, fuera del programa se confirma que es natural, no una pose, aunque... ¡también tiene su toque irónico-vacilón! En la foto también sale Juanjo Cardenal, "el hombre de la voz"... Noziya, en lo del nivel de las preguntas estoy de acuerdo... ¡y me favorece, porque yo soy de "clase media", y gracias! Ya pude ir a finales de verano, pero con los "monstruos" que había, como para atreverse! Koala, mañana a estas horas estaré allí, pero el miércoles nos recogen a las 8:30 y nos sueltan (si no te eliminan antes) a las 21:30... Se graban 6 programas por día (2 días cada 2 semanas) y a última hora estás hecho polvo! La vez pasada me quedé el viernes de propina, me buscaron Xavi_bcn y Mr. Brolin e hicimos tertulia. Pero esta vez intentaré volver el jueves noche (en el supuesto de seguir "vivo"). ¡A ver si vuelvo otra con más tiempo! Foro, intentaré dejar el pabellón alto, batir el record interrailero de programas, llevar (debajo) camiseta forera... y no dar respuestas estúpidas, que haberlas, las ha habido...
  7. Queridos y queridas conciudadanos y conciudadanas foreros y foreras: A la par que observaba que por aquí os animabais con la selección de concursantes del Pekín Express, un servidor estaba inmerso en el proceso de grabación del concurso más longevo, y con más ediciones, de la historia de la televisión en España: el célebre Saber y Ganar, presentado por... ¡Jordi Hurtado! Cómo. No voy a decir que yo no quería, pero...en fin, que la responsable, en buena parte, de todo esto, es Selem, esa simpática y lianta forera granaína. Que una mujer se preste a vivir conmigo ya dice poco de ella. Si, además, es forera interrailera, es que es un caso perdido. Hay que estar un poco pallá para enviarme a mí a la tele, con la imagen que puedo llegar a dar, pero... ella jugó (envió el correo) y ganó. Por ahora. Dónde. En los estudios de Sant Cugat del Vallés, Barcelona. Qué. Pues espero que lo sepáis. ¿Quién no ha visto alguna vez la sonrisa de Jordi Hurtado? ¿Quién no ha jugado a responder la Pregunta Caliente? Un concurso que lleva ya casi 3000 ediciones ha de ser sencillo en su formato, corto en su duración, y emocionante. ¡Este lo es! Cuándo. Ya llevo un número X de programas grabados, hace una semana. La próxima, vuelvo, a ver qué tal se me da. En el "mundo real", me podréis ver el 7 de Enero y sucesivos. Tras los Reyes, algunos se van a echar unas buenas risas... PD: ¡Animaos a participar! Es una experiencia fantástica.
  8. He leído (un poco aprisa) tu recorrido por Cuba. ¡Qué delicia recordar esa tierra! Y qué maravilla poder disfrutarla durante 4 semanas sin pausa, no como yo... ¡Gracias y enhorabuena!
  9. En fin, como uno no deja de ser un mandao... Pero, ¿estuve en realidad en Islandia? ¿Es ya sólo un recuerdo, o menos que eso, pura invención? Confiando en lo primero y, sobre todo, confiando en que vosotros confiéis en lo primero, y en la existencia universal de fuerzas gravitatorias, ahí va lo que sigue. Día 5: Reykjanes - Sæberg Amaneció, como era de esperar. Las fumarolas, las ovejas, los pájaros, incluso las montañas, seguían ahí. Y, mucho más importante, los duendecillos del extraño y mosqueante albergue-colegio nos habían respetado. No hay nada peor que una violación nocturna de un duendecillo islandés, dicen. Como soy de fácil despertar, me dirigí raudo y veloz a la piscina de los seductores vapores. Ahí estaba, soleada, gaseada, prístina y con una superficie tan plana y brillante como si acabaran de encerar el agua. No tenía elección. Me quité la ropa (sí, amigas, toda, sed conscientes de que ahora mismo vuestras mentes pecan: dos avemarías y una ducha fría) y me regalé un baño feliz y lujurioso. Algún duendecillo se arrepintió de su bondad. A mí me costó salir del agua. Momentazo. Desayunamos, cómo no, en el albergue. Sus cereales, sus embutidos, sus zumos, etecé etecé. Correcto, sin mejorar a otros. Recoger, empaquetar, reunión, plano, previsiones. Destino: Sæberg. Por el camino, dejarnos llevar. Estábamos a punto de abandonar los fiordos helicolidales y adentrarnos, ligeramente, en la isla. Tomaríamos altitud y pasaríamos por zona glaciar. Al coche y arrancar. En marcha. Antes de dejar atrás los fiordos, vimos de nuevo unas cuantas focas, que yacían al sol. Nos paramos, les echamos unas cuantas fotos, nos despedimos y seguimos. Nos esperaba una pequeña subidita, hacia una zona conocida como Steingrímsfjarðarheiði. Cuando tengáis hipo, decidlo tres veces y se os quitará. A la par que el agua (dulce) empezaba a abundar, a medida que ese agua se convertía en macizos bloques de hielo y nieve, la temperatura bajaba. Cuando vimos un sitio apropiado, paramos en la cuneta y disfrutamos del paisaje. ¿Bonito, verdad? Pero vamos, no os entretegáis. Subid al coche que vamos al sur, hacia Hólmavík, villa pesquera, la mayor de la zona este de los fiordos del Oeste. Como la mayoría de todos esos pueblos, su valor arquitectónico es casi cero. Pero tiene un punto de especial interés: el Museo de la brujería . El edificio, de fácil acceso (y pago: 4 €), muestra la tenebrosa historia de 17 hombres y mujeres que fueron quemados en el siglo XVII por brujería. El cristianismo ya se había implantado hacía siglos, pero aún persistían costumbres paganas (vikingas, en realidad) que, para los más suspicaces, eran actos de brujería. La Inquisición tenía los dedos alargados. La exposición está bien cuidada, bien explicada, y es un plan curioso. Salimos antes de que un conjuro nos hechizara a los cuatro. Era la hora de comer, y nos dirigíamos hacia Sæberg. Uno de los quemados en la hoguera, que quería pedirnos tabaco. La cachonda de la entrada, cuando pasamos por su lado, puso un maléfico grito por los altavoces, que nos dejó helados... y risueños, al fin y al cabo Continuará... (Datos prácticos: albergue de Reykjanes a 14 euros /noche. En la media)
  10. Andaluz tenías que ser... contando las cosas con un año de retraso... (me lo estáis pegando, pishaa!)
  11. Este fin de semana pudimos ver Un profeta, película francesa que compite por los Oscar y con varias candidaturas en los Premios de la Aacademia de Cine Europeo. Fue en Segovia, en el MUCES, que hoy acaba. Fui con gran expectación y, a día de hoy, no puedo decir si la película me gustó o no. No pude disfrutarla. A los 15 minutos hay una escena crudísima. Me la tragué, y a los 10 minutos, me sobrevino una bajada de tensión, mareos y... Selem me acompañó hasta la puerta de la iglesia... (¡que nadie se asuste! La proyección era en San Jan de los Caballeros, iglesia desacralizada). Puede que fuera la escena, o, quizá, que había comido demasiado y necesitaba evacuar... Hecho lo que había de hacerse, volvimos, pero no acabé de sentirme cómodo y no me reenganché. El resto de amigos se dividía entre los que la apreciaron, con comentarios como "Es un El Padrino carcelario a la europea" o "Larga pero entretenida", y los que optaron por un "Demasiado larga, demasiado dura". En fin, tras Celda 211, un buen chute de cine carcelario, que da mucho juego.
  12. Este finde algunos que otros nos dejaremos caer por Segovia, al (Muestra de Cine Europeo de Segovia). Películas europeas de todo tipo (aún no estrenadas, clásicas, españolas, documentales) a sólo 1€. Y un montón de actividades lúdico culturales por la ciudad. Ahí lo dejo, para quien se aburra o desespere.
  13. ¡Bendita Navidad que obra milagros! Me parece buena idea seguir la tradición, y confirmaré o desconfirmaré mi presencia con una semana de antelación a la fecha. Pero, por si acaso, voy desempolvando el frac. PD: me encanta disfrazarme, pero este año no lo veo claro...
  14. Este finde vi Celda 211. Pasé un mal buen rato. Es decir, sufrí, me encogí, me tapé los ojos con las manos... ¡pero qué maravilla que pase con pleno consentimiento, hasta con gustito, diría yo! La historia del motín carcelario es dura y no se corta un pelo, aunque puede que sí una oreja. Hay cuestiones de guión con las que tienes que tragar un poco, pero como la peli va bien encaminada, aceptas. No es lo mismo comulgar con una bazofia que con algo que te está dejando pegado a la butaca. Disfruté más que con Ágora (), aunque, gracias a estas dos buenas pelis, estamos teniendo un fin de año glorioso para el cine español. Las salas estaban a reventar. Id a verla. A ver si tardáis más que yo en dejar de hacer el payaso imitando a Malamadre-Tosar...
  15. Este finde estuve en Valladolid, para acudir al sacrosanto sacramento de la Seminci. A destacar: Looking for Eric. O Ken Loach + Laverty poniéndose tiernos y optimistas. Su derecho se han ganado, ya que sus tiros suelen ir en otras direciones, aunque a tampoco es algo nuevo en su cine. Sí, quizás, el peso global de los momentos cómicos, que en esta ocasión son mayores de los habituales. Con todo, pese a lo oído, no es una comedia. Es la historia de un padre inglés que las está pasando canutas en todos los frentes y que, omaigod!, se le aparece, mereced a unos porrillos, su admiradísimo Eric Cantona, quien, evidentemente, no aparece por allí para vender la Thermomix, sino para aconsejar al sufriente hincha del Manchester. Está bien. El erizo. Sin duda, una de las mayores sorpresas del festival, y, aquí lo dejo, una de las películas más interesantes que nos esperan en esta temporada invernal. Basada en la novela "La elegancia del erizo", de Muriel Barbery. La dirige la actriz y realizadora Mona Achache, parisina ella, que no se mueve de su ciudad para filmar la historia. Creo que esta es una de las mejores películas que jamás haya visto en un festival "a ciegas", sin referencias. (A decir verdad, creí que el corto de antes era la peli en sí, no tenía idea de la existencia de "El erizo", vaya despiste). Es relativamente fácil disfrutar con lo nuevo de un Haneke, de un Egoyan, de un Scorsese, de cualquier director consagrado. Pero apostar (o caer por puro azar) por un autor desconocido y acertar... tiene algo de quimera. La historia se presenta con un argumento de esos complicados de mantener (niña cuasirepipi con aires trascendentales como protagonista), pero que, asombrosamente, se agarra a la pantalla y a los ojos del espectador. "El erizo" crea situaciones muy logradas de amor, de humor y de reflexión sobre las apariencias, sobre la capacidad de amar, sobre el valor de la vida. Se estrena el 11 de diciembre... ¡Id a verla!
  16. ¿Premio? Vaya premio, tener que aguantar a un tipo como yo, de camiseta naranja y cultureta, que bebe yogures líquidos con magdalenas (uno, que le cuidan bien desde Graná)... Mejor que no os viera nadie conocido conmigo, que luego, ya sabes, el qué dirán... Luego pasé el resto del viaje apostando sobre si llegarías a tiempo a tu conexión en Atocha. Mira que no hubiera dado un duro por ti, con el retraso acumulado, y lo que se preveía de entrada a Madrid. Pero, sorpresas de la vida, la carretera chulapa fue como un tiro. Mi curiosidad se sació cuando yo mismo me vi en Atocha a las 20:25, y eso que mi bus iba con más retraso. ¡Un placer, parejita! ¡Fiestyy, te vi más guapa que nunca! Por otro lado, hablando de encuentros casuales y de estaciones, a la ida yo me encontré al señor Gayofo entre el andén 9 y 10 (¿el nueve y medio?) de la misma Atocha. Breve pero bonito.
  17. Selem y yo la vimos este finde. Podemos comentar esas ganas de matar cristianos. Primero vamos a empezar por lo que esta película tiene de "provocación" o de choque cultural. Que Ágora va a levantar ampollas en muchos sectores de la población está claro. No sé si es lo que busca, directamente, pero lo consigue porque da la vuelta a la tortilla a una situación (o tortilla) que, de no moverla, se nos había pegado a la sartén. De otro modo: estamos (unos más que otros) tan acostumbrados a esas películas históricas (véanse en cualquier Navidad o Semana Santa) a que el Cristianismo sea el perseguido, que, en cuanto se nos presentan como perseguidores (o no sólo perseguidos), nos choca. A unos más que a otros, insisto... y, a una parte de los unos, no sólo les choca, sino que les irrita. Por ese exceso de costumbre, o falta de novedad, es por lo que uno puede salir diciendo del cine: "Este Amenábar ha querido ir de listillo poniendo(nos) a caldo". O "qué, ¿manipulando para hacernos sentirnos mal?". Pero, claro, si esta película se ve sin condicionantes culturales (complicado) como, por ejemplo, lo pudiera hacer un indonesio, no creo que viera mayores retorcimientos sobre los crisitianos respecto de los que él pudiera observar en Ben Hur sobre los judíos. Porque los hay, pero como van a tono con la historia oficial, se nos pueden escapar. Así que esta película molestará y mucho a los que vayan todos los domingos a misa o, sobre todo, a los que no se planteen el lujo de la duda. Si uno no se siente muy implicado con el Cristianismo, no tiene por qué verla como un ataque en toda regla contra nuestra (aunque sólo sea por tradición) religión. Atiza a cualquier fanatismo religioso. Todos se manchan las manos de sangre y, de hecho, los primeros atacados son los cristianos. Ahora bien. Cómo le iba yo a soltar toda eta parrafada a las abuelitas que, detrás de nosotros, se escandalizaban escena tras escena. Demasiado difícil y demasiado tarde. Por lo demás, la peor (o menos buena) película de Amenábar. Algo fría, discursiva... como que le falta un hervor. Pero, bueno, espero que le vaya bien en taquilla. El tipo me cae bien y es una historia novedosa en nuestro cine.
  18. Con tanta gente por aquí, no puedo evitar avisaros de que, en estos momentos, en www.radioutopia.es o, lo que es casi lo mismo, en www.elhombrequeseenamorodelaluna.com, tenemos en directo a The Ezra Beats, el grupo de Jo Ann, la hermana de Pete Doherty, que tan buena acogida está teniendo. Luego, en mi sección de cine, el 24+1, os hablaremos del festival El Ojo Cojo, que se celebra en breve. ¡Pasaos!
  19. En lo que queda de año, sin fecha concretada. Para este tipo de informaciones, te recomiendo estrenosdecine.net
  20. Como todos los años a finales de septiembre, me dirigí a la Bella Easo a cumplir con el más bello ritual que hayan inventado los siglos: el Festival de Cine de San Sebastián. Cine, pintxos, txakolís, Urgulles, Igeldos, playas, Cantábricos y amigos de diversa índole. Entre ellos, con mayor o menor derecho a roce, foreros de bien y de sobresaliente como Xavi_bcn o Selem_gr. Vaya cartel, oigan. Entre lo rescatable de las muchas películas que allí vimos, lo siguiente: Malditos bastardos. Primera media hora fantástica, desarrollo irregular, buen cierre. Para los amantes de Tarantino, e incluso para los que no. Chloe. La nueva de Etom Egoyan es menos críptica que trabajos anteriores, pero sigue habiendo drama intenso y sexo, señas de identidad. Julianne Moore me sigue gustando, como casi siempre, y la peli se deja ver bien, siempre que no se vaya con altas expectativas. Reflexiones sobre el mundo de la pareja interesantes. El baile de la Victoria. Si hubiera sido la primera (mala) película de un director debutante, lo hubiera entendido. Pero es Trueba, ya todo un veterano, un tipo que sabe lo que se hace, con cierto tirón... Así que no me lo pude explicar, cómo ha sido capaz de fabricar una película tan escandalosamente mala. Con escenas sonrojantes en ocasiones, de juzgado de guardia, Y, lo peor, la han elegido para representar a España en la carrera hacia los Oscar. ¿De veras nos vamos a presentar así al mundo? La despedimos con pitos en el pase de prensa. Si la cosa funciona. Entre las cinco frases más hilarantes de toda la filmografía de Woody Allen (o, lo que es lo mismo, entre las 20 mejores frases inventadas por la Humanidad en los últimos 40 años), por lo menos una se ha de sacar de esta desopilante comedia. El judío más irreverente de la historia (bueno, sin olvidar a Jesucristo) vuelve a Nueva York y nos hace reír de lo lindo, sin olvidar lo mordaz en el fondo de una historia que, como casi todas las suyas, no inventa nada (o, para los más desapegados, es más de lo mismo), pero yo, una vez al año, la necesito. Algún día diremos que fuimos contemporáneos de este tipo único. Destino Woodstock. La última de Ang Lee es una comedia suave, blandita, amable y que se deja ver bien. De cómo y el porqué surgió el famoso Festival. Nadie sabe sobre gatos persas. Del director de Las tortugas también vuela, Baghman Ghobadi. Quizás le película que más me gustara, merced a la buena intuición de Selem. Cuenta las dificultades de los músicos indies iraníes (que los hay) para sacar adelante su música; por la censura, cómo no. La misma que quiso detener esta película, y que ha provocado que su director no quiera volver a Irán. De una estética depurada, música estupenda y denuncia sin panfleto. Estad atentos. La cinta blanca. Palma de Oro en Cannes, esta peli de Michael Haneke es un drama a lo Bergman, con un blanco y negro de enmarcar. Seria, adusta y sin concesiones, como todo el cine de su director. Me esperaba más, pero sus méritos son incuestionables. Precious. Premio del Público. Yo la seguí intentando frenar el sueño. Le echaremos las culpas a las horas (las de comer). Y fue muy triste mi error al ir a ver Un prophète, una de las joyas (dicen) de esta temporada. Me equivoqué de cine (me metí al Kursaal, y era en el Principal) y me tuve que tragar una totalmente anodina. Hala, agur.
  21. No tiene por qué ser culpa exclusiva de Scariolo, pero este entrenador no encaja en la Selección. Se nota, en las caras, en cierta actitud. No creo que siga más allá del último partido de este Eurobasket. Aún conservo esperanzas de que sea el domingo. Con respecto a la "jugada" de hoy. El hecho de que haya sido Llull y se critique se ha magnificado por el comentario, a destiempo, de Marc. Llull no es ningún alevín, es un bastión del Real Madrid que ya ha solucionado varios finales. Se fue fácil de su marcador, como estaba previsto... pero se llevó una medio chapa. El problema es que se falló, no el jugador. Pau también falló el año pasado el último tiro. Eso le pasa a cualquiera. Los problemas son la relación Scariolo-grupo y la falta de aportación de los bases. Digo.
  22. Nunca pensé que diría esto: ¡Qué manta Gasol, qué manta! ¡Mal partido sin excusas! Ya vale de repetir eso de "hay que confiar en este grupo, dejadles hacer". Creo que hay que meterles un poquito de caña, que les veo destensados... un pecado venial. Con talento se puede no nacer, pero la casta, el empuje, se puede generar, desde el orgullo de cada uno... y desde el banquillo. Mal Scariolo, cuando en partidos destemplados como éste, se ve a la legua que hacen falta guerreros tipo Llull o Reyes (que, cuando han salido, han sido de lo poco salvable). Como dicen por ahí: "a grandes poderes, grandes responsabilidades". España tiene un gran poder (más talento que nadie), por eso tiene una gran responsabilidad: traer el oro. Sí, puede que sea contraproducente, pero también se sabía que Jordan se la iba a jugar en el último segundo, que Woods iba a llegar a la última ronda primero, que Federer era el máximo favorito. Es lo que tiene ser el mejor: PRESIÓN (y saber superarla). Y, además, Ivkovic es perro viejo. Como suele ser habitual, nos la ha jugado (antes en clubes, ahora con Serbia). Lo que más lamento no es la derrota; es dejar atrás, por ahora, un estilo de juego. Ganaremos muchos más partidos, no pasa nada por perder el primero... pero el estilo enamora, seduce y crea afición. Aún hay tiempo para recuperarlo, pero me da a mí que la mieditis o la responsabilidad nos van a hacer más "prudentes". Con todo, vamos a ganar el Eurobasket.
×

Información importante

Continuando en el sitio, aceptas nuestros Términos de Uso y Normas. Además, hay cookies. Puedes ajustar las cookies o continuar tal cual.