Jump to content
  • Registrar
Conéctate  
Niebla

Keep Cycling

Publicaciones recomendadas

14 de Agosto de 2008

Gerdi - Hofn

 

Nos levantamos no muy temprano aún medio aturdidos y con resaca de todo lo visto el día anterior. Andy, Jose y Marta ya están casi preparados. Ellos serán los primeros en irse ya que quieren llegar hasta Hofn y seguir un poco más, ya en los fiordos orientales. Nosotros sólo tenemos pensado llegar hasta Hofn y como hay unos 50 kms pues no tenemos mucha prisa. Una vez allí cogeremos un bus que nos haga saltarnos esa parte en la que se acumulan muchos kms en un espacio pequeño.

 

Desayunamos y nos quedamos un rato de charla con Miguel Ha tenido problemas con su freno de disco así que volverá al Jokulsarlon y allí cogerá un bus dirección a Reykiavik para poder repararla y luego continuar el viaje.

 

El camino de hoy es sencillo. El paisaje vuelve a estar formado por montañas verdosas y vamos dejando atrás los glaciares. Vemos muchos caballos y cisnes, que nunca habíamos visto en libertad, y como hace buen día y hay poca prisa nos recreamos en cada esquina. Pasamos una zona con unas lagunillas muy chulas. Queremos pararnos a comer por allí pero los mosquitos nos rodean, así que paramos un poco más adelante y hasta nos echamos una siestecilla al sol.

 

El viento nos da de culo todo el día hasta los últimos kms, así que se hace muy llevadero. Nuestro mayor quebradero de cabeza es que aún no nos hemos comido un perrito caliente en todo el día! Al fin, como a unos 8 kms de Hofn aparece una gasolinera así que allá vamos. Dentro hay una tele ¡Milagro! Yo no se que pasa en este país que no hay tele en ningún lado. Están con las Olimpiadas, pero es lucha greco-romana así que… nuestro gozo en un pozo. Nos cogemos los perritos y nos los vamos a comer al sol.

 

Ya más contentos y con el estómago calentito seguimos el camino. Hofn es un pueblito bastante grande. El camping está justo a la entrada y tiene hasta Internet, así que después de acampar y la ducha, aprovechamos para contactar con el mundo.

 

La recepcionista es una chica muy maja y que habla un poco de español. Nos da un mapita así que ya tenemos controlado el súper, la oficina de turismo, la gasolinera, la piscina… Vamos al súper pero ya está cerrado. Mientras paseamos por allí nos damos cuenta de que está lleno de españoles. Como no hay mucho que hacer nos volvemos al camping.

 

Justo enfrente hay una pequeña colinita que te permite ver como una especie de bahía, todo el recorrido que hemos hecho en los dos últimos días. Allí cenamos tan tranquilos, pero poco dura la paz, ya que de allí a un poco empiezan a llegar furgonetas cargadas de franceses adolescentes que le quitan todo el encanto al lugar. Los muy vándalos se ponen a jugar al fútbol entre las tiendas hasta que un alemán descomunal les va a llamar la atención. Cenan y después venga a hacer ruido. Todo el mundo ya se ha ido a la cama y ellos siguen. Así como a la una, el descomunal alemán se levanta. No se que les dijo pero no se volvió a oír piar en toda la noche.

 

p6190386za2.jpg

 

p6190388ja5.jpg

 

p6190393uh6.jpg

 

p6190395qk3.jpg

 

p6190398sw9.jpg

 

p6190402pi9.jpg

 

p6190401sw5.jpg

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

15 de Agosto

Hofn - Egilstadir

Nos levantamos y lo primero que hacemos es coger las bicis para ir al super. Compramos algunas provisiones para los próximos días y cosas ricas para el desayuno. Volvemos al camping y desayunamos, nos ponemos los trajes de baño y a disfrutar de la piscina del pueblo. Hoy será un día de transición. Nuestro objetivo para el día de hoy era coger un bus que fuese al Lago Myvatn pero bajarnos un poco antes, en un pueblecito llamado Grsitunda. Pero el caso es que el bus directo al lago ya no existía, así que deberíamos coger uno a Egilstadir, pasar la noche allí; y a la mañana siguiente coger otro que ya nos llevase a nuestro objetivo.

Así que estuvimos toda la mañana en remojo es una de esas super piscinas acompañadas de jacuzzis. Apenas había gente así que estábamos como en casa. Después de unas cuantas horas a remojo nos decidimos a salir para ir a comer. Pierre salió antes y me esperaba en una piedra. Quiso hacer migas con unas niñas chiquitinas super-rubitas que estaban allí fuera y menuda sorpresa se llevó cuando le contestaron en un perfecto castellano :P Resulta que la madre era española y el padres islandés!

Aquí también vimos a otra de esas niñas tan majas en su bicicleta rosa vestida con la equitación completa del Barça (de Gudjonsen, por supuesto).

Nos tambaleamos hasta el camping, ya que estábamos tan relajados que costaba dar pedal. Comimos y después recogimos el campamento. La parada del bus estaba justo enfrente del camping. Allá nos fuimos con todo el petate y cual fue nuestra sorpresa al encontrar a un montón de españoles cicloturistas! Fue un poco lío meter tanta bici en el maletero, pero entre todos nos organizamos. Después aquello parecía cualquier cosa menos Islandia, porque en el bus el único islandés creo que era el conductor :lol:

Nos metemos hacia los fiordos orientales. El paisaje comienza a cambiar. Las típicas montañas verdes ahora se meten en el mar. Es bastante bonito, pero los fiordos son muy profundos así que recorrer cada uno de ellos nos habría llevado un día!

Llegamos a un pueblecito y vamos a bajarnos para estirar un poco las piernas cuando oímos “Señorito”. Es Andy, que después de haber pasado un día por los fiordos había decidido coger el bus a Egilstadir.

Lo bueno que tiene la Ring Road es que como todo el mundo sigue más o menos el mismo camino, te vas encontrando a la gente en todas las esquinas :bleh:

Andy nos cuenta que los vascos seguirán por los fiordos, pero no perdemos la esperanza de volver a verlos. Egilstadir es uno de los lugares más importantes de este de Islandia, pero como sólo estuvimos esa noche, pues no vimos nada. Llegamos a allí a las 9 así que montamos la tienda y cenamos con Andy, el noruego de 2 metros que se alimentaba de muesli y leche (cuando tenía) :bleh: y una pareja de catalanes. Después de la ya clásica sobremesa, nos vamos a la cama.

 

Os dejo unas fotos de los fiordos que hicimos desde el bus:

 

p6200403ev9.jpg

 

p6200404xg8.jpg

 

p6200405xq6.jpg

Editado por Niebla

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

16 de Agosto

Egilstadir - Gristunda

 

Por primera vez en el viaje no madrugamos. El bus sale a las 11, creo recordar. Así que nos levantamos, desayunamos como campeones, recogemos el tinglado y nos sentamos a esperar el autobús. Andy ha decidido quedarse para solucionar cuestiones técnicas, así que nos despedimos de él y nos unimos al escuadrón español.

Después de jugar de nuevo al Tetris para meter todas las bicis, partimos todos hacia Gristunda. Es curioso, porque Gristunda es uno de los pueblos más famosos entre los cicloturistas ya que es de paso obligatoria para ir a la cascada de Dettifoss; pero la verdad, es que es de esos pueblos de dos cosas y con un poco de verde donde se planta la tienda.

Después de un rato en el bus, el buen señor conductor nos para en medio de la nada. Nos dice que es nuestra parada, pero nos cuesta creerlo. Allí no se ve ni una casa y estamos en medio de un desierto de piedra. Por un momento no puedo evitar pensar que el tipo se está vengando de los españolitos que le han hecho meter las 6 bicis, pero no. Efectivamente, esa era nuestra parada. Nos bajamos del bus y sopla un viento que no es normal ni siquiera para Islandia. Nos da la risa por no llorar.

 

p6220446zw7.jpg

 

Loli, Txell, Kiku, servidora y Pierre

img0337sp1.jpg

 

Mientras estamos montando el petate en las bicis aparecen otros tres ciclistas: una pareja de gallegos y un francés al que se han encontrado por el camino. Todos juntos cogemos el desvío hacia la cascada.

Al fin aparece como una visión el pueblo. Hay una caseta de esas con retrete y grifo, así que acampamos intentando resguardarnos lo más posible del viento. El plan es acampar e ir con las bicis sin alforjas hasta la cascada y volver para dormir. Los gallegos no acampan ya que ellos no harán ida y vuelta. Txell y Kiku tampoco, pero dejan allí sus cosas para cogerlas a la vuelta. Los valencianos si que dormirán con nosotros. Antes de nada, Pierre y yo decidimos comer algo, así que somos los últimos en salir, como siempre.

Hay 28 kms hasta la cascada y la pista es un infierno. Al tener bastante tráfico (para lo que es Islandia) la superficie está muy hecha polvo. Además hace un viento del demonio. A la ida lo llevamos a favor, pero como la pista está tan mal, no hay quien coja el ritmo. A un lado del camino vemos las bicis de Txell y Kiku así que nos imaginamos que han hecho autostop. En ese momento nos paramos a replantearnos la situación. Si estos dos que son unas máquinas de la bicis (que se hacían tiradas de 140 kms casi todos los días) y se han parado… a donde vamos nosotros!!!! Que si la ida era dura, la vuelta iba a ser peor. Cuando lo estábamos pensando aparecen los valencianos, que se dan la vuelta. Visto lo visto, todos volvemos al pueblo. El camino de vuelta es un horror. El viento es terrible y aún encima se levanta muchísimo polvo cada vez que pasa un coche. Llegó un momento en que nos asustamos, ya que Pierre iba a unos poco metros por delante de mi y dejé de verlo. Así que pensé: si yo no veo a Pierre y se que está ahí, a mi los coches tampoco me ven. Así que salté a la cuneta y esperé. Cinco metros por delante esta él, que se había vuelto a mirar y tampoco me veía. Que mal rollo! Menos mal que no habíamos hecho ni 10 kms.

Una vez de vuelta al camping, decidimos ir a ver si alguno de los lugareños nos quería llevar en coche por un módico precio. Al final el precio no fue muy módico, pero no había muchas opciones y no queríamos dar el día por perdido. Al menos entre 4 se pagaba mejor!

 

Este es el coche en el que nos llevaron. Típico islandés. Cuanto más grande, mejor.

p6210412jc5.jpg

 

Y la verdad que mereció la pena pagar, ya que Dettifoss es una cascada impresionante. Por su altura, el caudal, el estruendo… Cuando te acercas la tierra vibra debajo de tus pies. Y además uno se acerca a ella desde arriba, al revés de las otras en las que habíamos estado. Y el cañón por el que discurre el río tras la cascada es precioso, y con la luz del atardecer las paredes tenían un tono dorado que le daba un toque especial.

 

p6210409cl8.jpg

 

Nos veis?

img0379kf9.jpg

 

p6210428ef8.jpg

 

p6210429ld7.jpg

 

p6210441bo2.jpg

 

Estuvimos unos 45 minutos por allí. Después volvimos con nuestro chofer al hogar. Ahora el viento no soplaba tan fuerte. Llegamos a la conclusión de que era un viento térmico, ya que por la noche paraba y por la mañana se iba haciendo más fuerte a medida que avanzaba el día.

El señor que nos había llevado era el dueño del camping, así que un rato después pasó a cobrarnos unas coronillas por pasar la noche. Hacía bastante frío y no había mucho que hacer, así que cenamos los cuatro refugiados en la caseta del grifo y al rato nos fuimos a la cama.

 

p6210444ch7.jpg[/

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

17 de Agosto

Gristunda – Lago Myvatn

 

Nos levantamos temprano, como siempre, pero los valencianos ya están listos para salir. Apenas hace viento así que aprovechan para salir lo antes posible temiendo que las sospechas del viento térmico se vean confirmadas. Nosotros desayunamos, recogemos y nos ponemos en camino. Cuando hemos acabado el proceso el viento ya es más fuerte, así que nos resignamos a otro largo día de pedal y viento en contra. Volvemos por la pista hacia donde nos dejó el autobús. Una vez allí nos damos cuenta de que el viento no es en contra sino lateral. Pero es tan fuerte que nos hace rodar todo el rato como si fuésemos tumbando. Menos mal que apenas pasan coches, ya que cada vez que uno te adelanta es como si por un momento se parase el ventilador gigante con lo que te desplazas lateralmente, con su consecuente riesgo. En general los coches pasan dejando bastante margen, pero cuando te toca un camión… menudas eses se hacen!

Nada más salir nos damos cuenta de unas tremendas nubes de polvo que se ven. Pensamos que era el polvo de alguna pista, pero cuando nos paramos nos damos cuenta de que en realidad el polvo se levanta, se arremolina y luego se separa. Son tormentas de arena en el desierto! Menos mal que por la carretera no nos pilló ninguna!

 

p6220448qh7.jpg

 

De allí a unos kilómetros vemos el desvío para el Volkan Askja. Teníamos pensado ir hasta él, pero una vez en Islandia decidimos desistir. Serían 4 días por el desierto, entrando con el viento en contra, por pista que a veces se convierten en arena, con lo que hay un tramo en el que debes empujar la bici 20 kms, además de vadear ríos y demás aventuras. Todo para llegar a un volcán en cuyo interior te puedes bañar ya que hay agua templada.

Peeeeero, en otra ocasión será. Dejamos atrás el desvío con un poco de pena pero sabiendo que estamos haciendo lo más sensato.

El día se nos pasa bastante rápido, ya que a pesar que el viento es muy fuerte, en algunos de los virajes de la carretera nos da a favor.

El paisaje desértico nos acompaña hasta justo el puerto anterior al lago. En la base de ese último puerto hay una zona geotermal más grande que la que vimos al principio del viaje. Allí paramos y comemos algo antes de meternos de lleno en el lugar. Nos encontramos a los valencianos, que ya han visto la zona así que siguen camino. Aquí hace un viento casi salvaje, resulta difícil grabar y hacer fotos sin que parezca que uno tiene parkinson. De nuevo fumarolas, olor infernal y pozas hirvientes. Estos sitios a veces dan un poco de miedo, porque el suelo parece como muy frágil, como si solo una fina capa de corteza te separase del interior de la tierra. Y lo más sobrecogedor es que es así!

 

p6220450jg0.jpg

 

p6220449pu6.jpg

 

p6220451pa5.jpg

 

p6220455xb8.jpg

 

p6220458jv0.jpg

 

p6220466bq5.jpg

 

Cuando volvemos a por las bicis hay un remolino de gente en torno a ellas. Son unos italianos que nos adelantaron hace un rato. Charlamos un poco con ellos sobre bicis y motos y luego salimos.

Enfrente, a unos 12 kms se encuentra el volcán Krafla, pero los valencianos nos han dicho que no merece mucho la pena ir hasta allí, así que subimos el último puerto. Es uno de esos tremendos puertos de 1 km y algo, pero con rampas que quitan el hipo, pero el viento nos da a favor y vaya si se nota! Una vez en el alto tenemos una maravillosa vista del lago. Nos acercamos a un mirador y sacamos fotos. Nos fijamos en que la gente de los coches ni si quiera se baja a hacer las fotos.

 

p6220468gp4.jpg

El lago Myvatn es lo que se ve detrás. El agua azul intenso que está en primer plano es sulfurosa, de la que se extrae de las zonas geotermales

 

p6220473dr0.jpg

 

Bajamos vertiginosamente la otra cara de la montaña. Pierre lo hace en unos segundos, pero a mi tanto viento me da miedo, así que voy un poco tortuguera. Me parece que bailo de un lado a otro de la carretera.

Vemos el desvío hacia unos baños, así que ya sabemos a donde tendremos que volver. Pero de momento nos vamos al camping. Hay dos en el lago, pero nosotros nos decidimos por el primero, en el que también están los valencianos, los catalanes y después aparecen los gallegos con el francés. Si es que estos es un pañuelo. Montamos la tienda y vamos al super que hay frente al camping a por unos perritos y a por provisiones. Después nos damos una ducha y decidimos ir a los baños. Mañana dedicaremos todo el día a inspeccionar la zona así que hoy podemos ir a relajarnos a las agua de los baños naturales. Además por alojarnos en el camping nos hace un descuento en el precio. Estos baños son más caros que las piscinas normales, ya que son al estilo Blue Lagoon, pero infinitamente más baratos que esta. Además, estos están menos saturados por su situación.

Y que buena idea. Ese sitio es una maravilla. Tiene unas instalaciones modernillas, una sauna y los baños propiamente dichos. Rápidamente nos enfundamos los bañadores (después de la ducha obliagatoria, como en todas) y salimos. Hay que echar una carrerita hasta el agua ya que mojado te coge el frío enseguida, pero una vez en el agua… Ya todo es relax. Es como una especie de lagunilla dividida en dos por una especie de murito, pero ambas partes están comunicadas. La temperatura varía según la zona en la que te pongas, así que primero nos damos un vuelta y luego nos sentamos a disfrutar. Después vamos a la sauna. Pierre está allí como pez en el agua, pero yo me agobio así que me vuelvo a fuera a hacer unos largos reptando, ya que no cubre demasiado.

 

90327588tr8.jpg

 

62710609ih5.jpg

 

16418828gh7.jpg

 

El lugar es muy bonito, y se ve una estupenda puesta de sol. Estamos allí más de 3 horas así que cuando salimos estamos arrugados como pasas, pero relajadísimos. Tengo los dedos tan arrugados que me duelen y me cuesta hasta vestirme. Creo que esta vez nos hemos pasado! Cogemos las bicis y volvemos al camping. Menos mal que es todo hacia abajo porque no tenemos fuerzas para nada. Cenamos y después un rato de charla con los compañeros, nos vamos a dormir.

El camping está en un lugar espectacular y nosotros hemos puesto la tienda justo al lado del agua. Hay montones de patos de muchas clases que nadan y bucean. De hecho, hay unos pequeñitos que bucean como locos. Además salen del agua y se mueven entre las tiendas. Aquí los animales no tienen ningún miedo porque saben que la gente no les hace nada, pero tampoco están domesticados. Simplemente conviven con los visitantes.

 

p6220475tp4.jpg

 

La noche está muy despejada por lo que cabe esperar que mañana tengamos un buen día.

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Capítulo escrito por Pierre:

 

18 de agosto

 

Lago Myvatn

 

Hace un día estupendo cuando Niebla abre la cremallera de la tienda y una docena de patos salen volando asustados por los nuevos vecinos. El sol brilla desde hace rato y la temperatura es muy alta, para estar tan al norte, claro. Unos 15 grados a eso de las 10 de la mañana. El día de hoy será un día de relax por la orillas del lago. 45 km sin alforjas por un terreno super llano y sin viento.

El lago myvatn es el lugar de Islandia con la temperatura media más alta a lo largo del año. Esta rodeado de volcanes de cierta altura que lo protegen del viento y eso ayuda mucho. Nosotros para hacer honor a ello nos vamos de verano total.

Javi y Loli , los valencianos , se han ido muy temprano a ver el Askja en un tour organizado. Además de costar una pasta ,a su vuelta mis sospechas se confirman. Se han pasado todo el día en un coche para estar allí dos horas. Además a nosotros lo que nos hubiese gustado es llegar allí a lomos de nuestras bicis después de pasar 4 días por el desierto. Nosotros hemos decidido subir mas al norte, a Husavik, pero eso será mañana. Hoy a hacer el cabra por el lago y sus alrededores. Tiene mucho que ver .o poco según quien lo vea.

Salimos desde la zona más al norte del lago en sentido contrario a las agujas del reloj. En esta orilla norte es donde se concentra más población puesto que la ring road pasa por ella. Recorremos el pueblo y a unos 6 km se pasa a otra carretera que recorre la orilla oeste, la de mayor vida animal . suena mi móvil. Es mi madre. Me pone al día de las olimpiadas mientras un polaco del que luego oiríamos hablar se para solo para ver si nos puede ayudar en algo. Al ver que todo esta bien sigue su camino con una sonrisa en la cara. Este tío es un fiera. Se hizo la ring road en una semana. Eso son más de 200km al día. Y años antes en Australia hizo 15000 km en 12 o 13 semanas. Una mala bestia.

Bueno pues después de conocer los pormenores del medallero y el cruce de cuartos España Croacia en el torneo de baloncesto, seguimos avanzando con un sol ya de justicia. Parece mentira pero pegaba una solana…

A los pocos metros volvemos a parar. Esta vez sorprendidos por la gran cantidad de cisnes que hay en una pequeña bahía que hace el lago. Nos sacamos los prismáticos y nos quedamos un rato mirando como pescan. Seguimos hacia el sur por una carretera sin tráfico. Es un gusto, sin coches sin alforjas, con un día estupendo…. A este lado solo hay un par de granjas en los alrededores. El lago tiene una forma muy irregular lleno de suaves entrantes y salientes. Además esta plagado de islas, unas diminutas y otras mas grandes . todas ellas cubiertas de hierba . en el sur del lago esta el cruce de la carretera que te lleva a Akureyri. Comemos en una zona donde hay pocos mosquitos. Y comenzamos el lado este del lago. En este lado hay una zona de semi crateres . es una zona curiosa y los puedes recorrer por un sendero perfectamente delimitado que permite dar rienda suelta a mis ganas de pegar unos brincos por algunas piedras y escalones. Volvemos a la carretera y al poco rato volvimos a parar a comer algo en una zona tranquila en la que nos podemos sentar a la orilla del lago. Al acercarse se puede ver que el agua es absolutamente transparente y que no cubre por mas arriba del pecho. Nos entran unas ganas locas de bañarnos, le faltó un pelo pa tirarme . pero la falta de toalla me lo impidió. No olvidemos que a pesar de estar en un día de sol aquello seguía siendo Islandia, no Fuerteventura . había millones de mosquitos a nuestro alrededor. Pero no se acercan y te rodean , no , se mantienen a una distancia prudencial formando una nube un poco inquietante. Se ven algunos árboles en esta parte y eso es toda una novedad. No es que Islandia fuese el amazonas pero antes había zonas boscosas que los primeros habitantes de la isla se encargaron de quemar para no morir de frío en los largos inviernos. Ahora el gobierno intenta repoblar algunas zonas del norte.

 

Llegamos a la puerta que es la entrada del gran volcán negro. Una pista nos lleva hasta su base. Una corta pero empanadísima subida nos pone en la cima en apenas 5 minutos. Después de recuperar el aliento me di cuenta de lo bonito que era aquello. Se ven varias cosas desde allí arriba. Lo primero y mas lógico el gran cráter negro de un km de diámetro sin un atisbo de posibilidad de encontrar un ser vivo en el. Luego una vista del lago realmente espectacular y por ultimo las coloridas montañas de la zona geotérmica que visitamos ayer.

 

Bajamos y volvemos al camping completando el anillo al lago. Todo es circular en este país.

Ya duchados nos dirigimos a la gasolinera del otro lado de la carretera a comer unos perritos cundo nos encontramos a Marta que venia del super. Acababan de llegar . estábamos hablando de Andy cuando lo vemos aparecer pedaleando en chanclas. Otra vez todos juntos tomamos un aperitivo y cenamos juntos pasando un buen rato de risas a la orilla del lago .La verdad es que se les extrañaba ya a estos chicos. Nos fuimos un poco tarde a la cama

 

 

p6220477ne1.jpg

 

p6230481mx3.jpg

 

p6230483lz4.jpg

 

p6230485uw4.jpg

 

p6230494kh6.jpg

 

p6230505cb4.jpg

 

 

p6230508ed8.jpg

 

p6230520pm6.jpg

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Otros de vuestra condición:

enlace

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Capítulo escrito por Pierre

 

19 de Agosto

Lago Myvatn - Husavik

Las nubes de la última foto no auguraban nada bueno para el siguiente día. Así era. Las nubes y una fina lluvia nos despertaron . Era dia de seguir viaje. Más al norte, Husavik seria el destino de hoy. Unos 65 km en los que tendriamos asfalto y grava como menú principal. La zona de grava nos preocupaba un poco después de la aventura en Dettifoss. Eran unos 20 km en el desierto justo al principio de la etapa.podria ser duro y por eso desayunamos como leones con Jose Y Marta en el comedor del camping. Es una tienda de campaña enorme con mesas y con posibilidad de cocinar. El desayuno se alarga comentando los pormenores de la ruta . ellos harán la vuelta al lago hoy y mañana subiran a Husavik.. Sin Embargo Andy no sabe que va a hacer . tirara hacia Akureyri lo que le dara un para de dias de ventaja sobre nosotros antes de adentrarse en el paso kjoull. Nosotros aun estamos decidiendo si nos meteremos alli o no. Esos dos dias de ventaja que le vamos a dar me hacen pensar que puede ser que esa sea la ultima vez que vea al entrañable aleman. Eso me entristece un poco .

Ya en ruta me centro en las rectas y en no perderme nada de lo que me rodea, que no es mucho.la salida del lago es en subida hacia la meseta interior. La lluvia cae intermitente sobre la pista, que es mucho mejor que cualquier otra, asi me las esperaba yo antes de venir. Da gusto. Puedes mantener el ritmo con facilidad pese a las duras rampas que se alternan con pequeñas bajadas. Los ciclistas los llamamos toboganes. Asi , entre toboganes vamos ascendiendo por un paisaje absolutamente lunar.Nada , y nada es nada, vive aquí. Ni una sola planta en kilómetros. Cada vez que subimos un repechito el viento da con fuerza en contra. Al llegar a lo mas alto se ven venir unas nubes amenazadoras y un par de ciclistas. Españoles, dos chicos catalanes para mas señas. Nos pasamos mucho rato hablando mientras el viento helado me deja seco. Me pongo todo lo que tengo a mano. Gorro por dentro del casco, la braga polar, guantes de neopreno…

p6240523en1.jpg

 

p6240526vk4.jpg

 

La bajada son tres toboganes que suman mas o menos tres kilómetros prácticamente rectos y con señales que indican desniveles de mas del 15 en casi toda la bajada. Esto no se puede dejar pasar. Es el momento de apretarse el casco y agarrarse al manillar. Una pena el viento tan fuerte en contra pero a pesar de ello supero claramente los 75km/h. al llegar abajo me doy cuenta de que estoy tiritando de frio. Comemos algo justo al final de la pista de tierra. Casi acostados en la cuneta para que el viento no nos diese demasiado. Alguien habia abierto la puerta de la nevera. Yo mientras comia me puse de pie y empecé a saltar y correr para intentar sacar el frio de mi cuerpo. Sin éxito.en menos de 10 minutos estamos de nuevo sobre la bici. Sigo con todo el material puesto y ahora empieza a llover.

 

p6240527hb2.jpg

 

Veo un par de repechos que aprovecho para esprintar y coger un poco de calor pero en el segundo dolor de piernas se hace importante y la rodilla derecha me da un aviso.llueve con mas fueza y el viento sigue en contra. Quedan unos 35 km hasta husavik. Estamos a unos 7 grados. Seguimos en direccion norte.

La carretera es llana y el paisaje ha cambiado completamente. Grandes prados llenos de vacas y ovejas a ambos lados de la ruta. Empezamos a pasar granjas y detrás de los contenedores de una de ella comemos un poco de chocolate rapido y unos frutos secos.. joder no consigo sacarme la tiritona de encima. Lo he probado todo. Lo unico que me la va a sacar hoy es una buena ducha calentita. Empezamos a ver el mar , entre la niebla , y la carretera empieza un lento descenso que durara unos kilómetros. Llegamos a un cruce.

p6240528gy3.jpg

 

Quedan 8 quilometros para llegar al pueblo. La lluvia no para .encima la carretera esta en obras. El asfalto esta descarnado y hay un poco de trafico al haber solo un carril . hay dos repechos antes de llegar . que con el asfalto asi se nos hicieron largos. Un vasco sacó su cabeza cubierto con txapela para gritarnos “Aupa!”

Al fin llegamos al pueblo y vemos una oficina de información. Después del frío pasado decidimos pasar la noche bajo techo. Entramos y nos encontramos con unos españoles que habíamos conocido en el bus de camino a Egilstadir. Los cuatro vamos a pasar la noche en una casa de huéspedes. Vamos hasta la casa, que no está muy lejos, dejamos todos los trastos y nos damos una ducha bien calentita. Antes de meterme en la ducha me pesa en la báscula que hay en el baño. He perdido 10 kilos desde que salimos de casa! Si es que la vida del cicloturista es muy dura.

Después de la ducha salimos hacia el pueblo. La primera parada, en la gasolinera, que a lo largo del día a penas hemos comido. Nos pedimos las hamburguesas y unas patatas grandes con sendas cocacolas. Nos traen unas estupendas hamburguesas y una ensaladera gigante llena de patatas fritas. Una cosa descomunal. Con el estómago lleno nos vamos hacia el puerto. De camino vemos el museo del falo, pero está cerrado. Una vez en el puerto vamos a mirar los horarios para a la mañana siguiente ir a ver las ballenas. Consejo para futuros avistadotes de ballenas: Procurad no coger el primer barco de la mañana, ya que ese es el que las busca y los siguientes ya saben en que dirección deben ir. Después visitamos una iglesia muy maja y para terminar nos quedamos mirando desde un pequeño mirador a las casitas tipo noruego que hay en el puerto, hechas de maderita. También está el museo de la ballena, pero también está cerrado. Husavik está al fondo de un fiordo, y mañana lo exploraremos subidos al barco. Es un pueblo bastanate grande y hasta hay una pequeña industria conservera o algo así. Antes vivían de la pesca de ballenas y ahora viven del avistamiento de estas. Hay un restaurante en el que podeis comer ballena o frailecillo, cosa que nosotros no hicimos. Después del paseillo emprendemos la vuelta a casa. Antes de llegar nos paramos en un campo de fútbol. Hay partido de las chicas, así que nos sentamos un rato a verlas jugar. De allí ya nos vamos a casa. Nos tomamos una sopa y para la cama, que ha sido un día duro. Para el que escribe, el día más duro.

 

p6240532pu2.jpg

 

p6240537db7.jpg

 

p6240541sv5.jpg

 

p6240543sb4.jpg

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Yo tengo una pregunta, porque este año quiero ir a Islandia, a esos lugares (no voy a poner nombres porque no los recuerdo bien) donde estan las cascadas, fuentes termales, playas de arenas negras, lagos, tempanos, etc, se puede llegar en coche, o acercarse bastante en él y luego tomar un bus??

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Excelente post, realmente muy bueno, preciosas fotos y muy currado. Buen trabajo. Nos dejas las ganas para ir a Islandia el próximo verano.

Una pregunta, ¿no vistes la posibilidad de ir a Islandia desde Alicante, en verano hay vuelos directos? Yo el año pasado lo estuve mirando para ir, al final lo hemos pospuesto y recuerdo que había vuelos por 350 euros creo.

Un saludo y gracias por hacernos disfrutar.

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Hola elprimo. Te diré que la mejor forma de ver Islandia (si no estás dispuesto a coger la bici :rolleyes:) es un 4x4. Con este tipo de vehiculo podrás llegar a casi cualquier lugar de la isla. Los coche que no son 4x4 tiene prohibido circular por la pistas y si tu te metes, el seguro del alquiler de coches no te cubrirá si algo te ocurre. El bus es también un buen sistema, ya que existen buses 4x4 que cruzan el pais por el interior, y buses normales que circulan por la ring road. De hecho, hay un billete que te permite recorrer la isla parecedo al interrail. Pero claro, dependerás de los horarios aunque es posible que te ahorres un buen dinerillo.

Y Rubenlp, si que miramos los vuelos desde Alicante, pero el problema era que hasta allí no teníamos buena combinación. Miramos muchas posibilidades. Pero piensa que ir con las enormes cajas de las bicis dificulta la cosa. Cada caja pesa casi 30 kgs y a mayores llevabamos cada unos un bulto de mano. Queríamos hacer escala sin tener que cambiar de aeropuerto.

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Join the conversation

You can post now and register later. If you have an account, sign in now to post with your account.

Guest
Responder a este tema...

×   Pegar como texto enriquecido.   Pegar como texto sin formato

  Only 75 emoji are allowed.

×   Tu enlace se ha incrustado automáticamente..   Mostrar como un enlace en su lugar

×   Se ha restaurado el contenido anterior.   Limpiar editor

×   No se pueden pegar imágenes directamente. Carga o inserta imágenes desde la URL.

Cargando...
Conéctate  



×

Información importante

Continuando en el sitio, aceptas nuestros Términos de Uso y Normas. Además, hay cookies. Puedes ajustar las cookies o continuar tal cual.